Mi ex-pareja induce a nuestro hijo a incumplir la custodia.
16619
post-template-default,single,single-post,postid-16619,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-theme-ver-7.6.1,wpb-js-composer js-comp-ver-4.6.2,vc_responsive
 

Mi ex-pareja induce a nuestro hijo a incumplir el régimen de custodia.

abogado-matrimonial-sevilla

12 Ene Mi ex-pareja induce a nuestro hijo a incumplir el régimen de custodia.

En este panorama social dónde el número de parejas que deciden poner fin a su relación va en aumento, es habitual que surjan numerosas controversias una vez que estos deciden poner fin a su relación.

Al cesar la relación entre los miembros de la pareja, ya sea en el marco de una relación matrimonial o extramatrimonial, deviene necesario fijar un régimen que regule y compatibilice el disfrute temporal de menor por parte de ambos. Así, esta satisfacción se alcanzará atribuyendo, mediante la correspondiente resolución judicial o administrativa, la guardia y custodia a uno de los progenitores y el derecho de visita del menor al otro progenitor.

Sin embargo, es habitual que, en el ámbito de estas relaciones familiares, surjan conflictos que pueden tener transcendencias jurídico-penales muy desfavorables para los progenitores. Estas consecuencias, en la mayoría de los casos, derivan de hechos como: i) el incumplimiento de los deberes que tienen los titulares de la patria potestad, ii) situaciones de impago de la pensión de alimentos, iii) abandono del menor por el progenitor no custodio iv) inducción al menor al abandono del domicilio o al incumplimiento del régimen de custodia, v) sustracción del menor… Delitos todos ellos castigados por el código penal bajo la rúbrica del Título XII «De los delitos contra las relaciones familiares».

 En este post vamos a centrarnos en el delito previsto en el art. 224.2 del Código Penal. Este precepto prevé las consecuencias penales del progenitor que induzca a su hijo menor a infringir el régimen de custodia establecido por la autoridad judicial o administrativa.

Con la sanción aquí prevista -pena de prisión de seis meses a dos años- se pretende evitar la conducta típica de aquel progenitor que coarta la libertad del menor, impidiendo que el mismo mantenga un libre contacto y disfrute de la compañía de los dos titulares de la patria potestad, como ha sido fijado por la resolución judicial. De lo anterior se infiere que el bien jurídico que protege el artículo 224.2 C.P. es la libertad del hijo menor de edad.

En cuanto a los distintos casos que pueden producirse, no debemos caer en tópicos. Debiendo ser conscientes de que este delito puede tener lugar, tanto en los casos en los que el progenitor-custodio induce al menor de edad a que infrinja el régimen de visitas para con el otro progenitor, que le ha sido reconocido por la resolución judicial. O, en los otros casos que el progenitor no custodio incita al menor a que no cumpla con el régimen de custodia que ha sido fijado.

Para apreciar la conducta delictiva, bastará con constatar la existencia de los siguientes requisitos:

1º.-  Existencia de una resolución judicial o administrativa que fije un régimen de custodia respecto del menor.

2º.- Que uno de los progenitores haga nacer en el menor una voluntad de incumplir con el contenido del régimen de custodia fijado. Es habitual en la práctica que este tipo de inducción vaya acompañada de sobornos, argucias, etc. que condicionan la voluntad del menor en este en ese sentido.

3º.- Que el menor tenga una cierta autonomía personal para incumplir. Esto quiere decir que el menor tenga una edad razonable para que pueda ser inducido por el progenitor, expresando así su rechazo a cumplir el régimen de visitas reconocido al otro progenitor.

Por ello, si cree que el comportamiento de su hijo menor de incumplir con el régimen de custodia deriva de una posible presión por parte del otro progenitor, póngase en contacto con nosotros, le ayudaremos a resolver sus dudas al respecto de la posible existencia del delito.

María Navarro García. Abogada en López de Castro Abogados.

Twitter: @marnavgar

No hay comentarios

Post A Comment

X